La Universidad de Panamá en el nuevo quinquenio de “Buen Gobierno”   

Durante más de ochenta años y durante los distintos gobiernos que han administrado el Estado, la Universidad de Panamá, como Decana y Rectora de la educación superior en nuestro país, ha venido desempeñando una destacada labor en el quehacer académico, investigativo, científico y cultural; logrando a su paso y evolución, entregar al país más de doscientos cincuenta mil profesionales ampliamente capacitados y calificados en todas las áreas de la ciencia, la tecnología y de muchas otras especialidades; en función y beneficio del desarrollo económico, productivo y social del Estado panameño.

Todo esto gracias a  la perseverancia, su naturaleza, principios, fines y funciones, como universidad oficial de la República y de carácter popular, al servicio de la nación panameña y, en atención a su autonomía conferida en la Constitución Política de la República, amparada en la Ley 24 aprobada y ratificada en el año 2005. Inspirada siempre en los más altos valores humanos, con una Misión y Visión, dedicada a la generación y difusión del conocimiento, a la investigación y la formación integral, científica, tecnológica, humanista y cultural, dentro del marco de la excelencia académica, con actitud crítica y productiva; como muy bien se simplifica en su Estatuto.

Como institución de educación superior de corte popular, ha reconocido siempre a los estudiantes como objeto y sujeto del proceso educativo.  Y que  en el cumplimiento de sus fines y propósitos como institución académica superior, ha venido fomentado siempre las más alta disciplinas del pensamiento, realizando investigaciones al servicio de la nación, así como también desarrollando actividades de extensión, producción y servicios, como garantía de tener siempre un mejor país con proyección nacional e internacional.

IMG_7536

La máxima casa de estudios del país y recinto permanente del debate de las ideas y defensora del pensamiento crítico y de sus autonomía como institución; ha entregado al país cientos de hombres y mujeres, que en la evolución de nuestra República, han logrado llegar a ocupar posiciones y cargos públicos como Presidentes, Ministros, Magistrados, Diputados, Alcaldes, Representantes, Concejales, Directores de Instituciones, entre otros puestos de importancia y relevancia. Sin embargo, en la mayoría de los casos, optan por olvidarse de su “Alma Mater”, cuando ascienden en esas posiciones. Ya que es muy poco lo que apoyan y gestionan en beneficio de la Universidad de Panamá.  Ello se resume en los constantes intentos de afectar su Autonomía y en los continuos Recortes presupuestarios que se le hacen a la Institución cada quinquenio por los gobiernos Pos Invasión que han administrado el país.

Una vez más, la casa de Octavio Méndez Pereira, le corresponderá continuar en su avance académico y formativo, con la presencia de un nuevo inquilino en el Palacio de las garzas; un nuevo presidente y jefe de Estado, Laurentino “Nito” Cortizo Cohen, que con su lema de “Buen Gobierno” administrará el país durante los próximos cinco años, donde deberá atender con urgencia las prioridades del país, con la finalidad de resolver los múltiples problemas como salud, educación, seguridad, el agro, entre otros con carácter de urgencia notoria.

De acuerdo al Plan de gobierno y planteado en reiteradas ocasiones (antes, durante y posterior a la contienda electoral), por el propio Laurentino “Nito” Cortizo; este ha manifestado que “En su gobierno la educación será la estrella que alumbre nuestro camino”.

IMG_7532.JPG

En muchas de sus intervenciones, el nuevo presidente electo a planteado concretamente que en los últimos años “en el país se ha estado graduando jóvenes que no están completamente preparados para el mercado laboral”, por lo que según su opinión ha enfatizado que; “El sistema educativo panameño está engañando a nuestros jóvenes”. Y en ese mismo sentido el señor Cortizo ha indicado que “hay que apostar por la educación y dignificar la profesión del docente y que para ello se requiere formar mejores docentes y un proceso de perfeccionar a los que ya existen”.

Desde ese punto de vista, consideramos que todas estas deficiencias y preocupaciones realmente existentes y que ha planteado el hoy nuevo presidente de la República; en la mayoría de los casos ha sido a razón del desinterés de (gobernantes y sus gobiernos), en los últimos treinta años, producto de una mala planificación económica y mala política de Estado en materia educativa, no solo a nivel Preescolar, Primaria, Pre-Media o Secundaria, Media o Bachillerato), sino también en el caso de las Terciaria y/o Universitaria.

Al margen de esta realidad cada quinquenio y, ante los duros recortes presupuestarios sufridos por los distintos administradores del Estado; la Universidad de Panamá (la más grande en toda su extensión nacional), en esa misión de combatir la pobreza, ha continuado en su proceso de enseñanza- aprendizaje, llevando educación de calidad y graduando cientos de ciudadanos(as) hasta en las regiones geográficas más apartadas y vulnerables del país. Sin embargo, cada vez más se cierra esa oportunidad de continuar con esta gran tarea y responsabilidad, debido a que cada año que pasa, esta importante institución del país recibe más recorte en su presupuesto económico.

En ese sentido, vale recordar aquellos planteamientos expresados y desarrollados en varios de sus discursos e intervenciones por el recién electo Presidente de este país, en materia de Educación; cuando ha dicho que: “Nuestro sistema educativo está dándole la espalda a nuestros jóvenes. Necesita ser adecuado para garantizar el desarrollo de los talentos y capacidades que necesitan los jóvenes para enfrentar los retos presentes y futuros. Un sistema educativo deficiente es el principal problema de muchos otros males que nos afectan diariamente”.  “Combatir la pobreza y la desigualdad, significa que el país debe contar con  un sistema educativo eficaz, de calidad, en valores y para la vida”“El sistema debe brindar a los ciudadanos las oportunidades necesarias para superarse”. “Es hora de construir una política de Estado que entre otros elementos priorice la formación del docente y una adecuada remuneración”

IMG_4533.JPG

Entendiendo entonces que para el nuevo Presidente de Panamá Laurentino “Nito” Cortizo Cohen y para su estructura gubernamental que le acompañará en los próximos cinco años, deben tener muy claros que “la estrella  es la educación”, deben entonces, garantizarle sin mayor problema alguno, un buen Presupuesto, que permita fortalecerla, ampliarla y modernizarla en todos los niveles, conforme a las necesidades actuales que demanda el país.  Para que en pleno Siglo XXI, esta como lo dijo en otro de sus discursos el nuevo mandatario del país: “Debe ser una educación de calidad  y que llegue a todos

En ese sentido, toda la ciudadanía panameña y por ende los estudiantes y universitarios estarán a la espera de que el nuevo Presidente de la República y su “Buen Gobierno”, cumpla con la Educación de este país, como lo ha expresado en su Plan de Gobierno; en la dirección de dotar de implementos, herramientas, y sobre todo de un buen Presupuesto económico cónsono; acorde a las necesidades y compromisos administrativos, académicos, científicos, investigativos, tecnológicos, culturales y demás, que requiere la Universidad de Panamá, la más grande de todo el país.

 

Por: Félix E. Villarreal V / Foto: Félix E. Villarreal V

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s