HUMBERTO JIRÓN SOTO, DOCENTE DEDICADO A LA ENSEÑANZA DE LOS FUTUROS ABOGADOS DE PANAMÁ.

Humberto Jirón Soto, catedrático de la Facultad de Derecho y Ciencias Políticas de la Universidad de Panamá, fue escogido para dirigir el discurso en el acto de reconocimiento de labor docente, por ser el profesor con más años de ejercicio, relata cómo fueron los inicios a lo que serían 50 años de enseñanza superior.

Jirón señala que, desde muy joven a los nueve años, sentía un alto grado por enseñar, “cuando era estudiante del Colegio de La Salle, me seleccionaron para dictar clases de catecismo a niños de 7 años de El Chorrillo, luego con el paso del tiempo y a mis genes políticos, recitaba y siempre tenía contacto con el público, tendiendo hacia la enseñanza desde temprana edad”.

Graduado de la Universidad de Panamá, continuo con estudios doctorales en Europa, pasados tres años regresó al país por motivos familiares, coincidiendo su llegada con la reapertura de la Universidad de Panamá en 1969, es convocado por el decano de la Facultad de Derecho, quien le solicita ingresara a dictar unos cursos, ya que habían jubilado a todos los docentes que tenían más de 60 años.

“Respondo que no he terminado el doctorado, me convenció y dicté un curso, me piden que reemplace en el curso de Derecho Diplomático al Dr. Jorge Illueca y en el curso de Derecho Consular al Dr. Aristides Royo”, indicó Jirón.

El abogado manifiestó haber fortalecido sus estudios en Derecho Diplomático y Consular, que son ramas del Derecho Internacional Público, que eran su especialidad, sin embargo, continuo sus estudios en la escuela diplomática de España.

“Me fui afianzando, tuve seguridad en mí mismo y acepté el reto, recién cumplido los 21 años empecé la docencia, con alumnos mayores que yo, eso no fue fácil, pero yo tengo un carácter que puedo ejercer los derechos que me imponen la docencia y fui respetado, admirado y querido por mis estudiantes”.

Jirón dijo haber sido escogido como relevo generacional en la Primera Casa de Estudios Superiores, por lo que se le otorgó una beca sin sueldo, luego de esto viajó a Europa a especializarse.

“Fui a Europa a especializarme en mi doctorado de Derecho Internacional, Marítimo, Comparado, regresé a Panamá, me llamaron y así es como me reincorporo a las aulas de la Universidad de Panamá”.

Ejerció por muchos años como docente de tiempo parcial, compaginándolo con su actividad profesional, luego fue tiempo completo hasta que fue prestado para brindar sus servicios como embajador en Londres, Reino Unido de la Gran Bretaña y luego de la invasión en la Unión Europea.

“Cuando empecé el primer periodo de tiempo completo eran 18 horas de clases y 4 materias diferentes, había que fajarse, acudir de día y de noche porque no había turno vespertino, inclusive como estudiantes nosotros no teníamos el privilegio que tienen los de hoy en día, nosotros teníamos que acudir en las mañanas de 7:00 a.m a 10:00 a.m y en las noches de 5:30 p.m a 9:00 p.m”.

Añadió que es enemigo de las personas que le dicen a los estudiantes que no estudien derecho por ser una carrera saturada, “soy enemigo de aquellas personas que les dicen a nuestros estudiantes de derecho que ya hay muchos abogados, pues no, y yo la tenía desde siempre, cuando joven veía programas televisivos jurídicos ya yo sabía que quería ser abogado y a mí nadie me podía decir que había muchos abogados”.

El profesor Humberto Jirón, aconseja a los docentes continúen con la labor de formar a los estudiantes universitarios.

“En primer lugar yo sugiero que el que está aquí desempeñándose como docente respete esa identidad con su alma mater, porque el éxito no se gana solo, a ti te ayudan a llegar al éxito, a triunfar, si a mí no me dan esa beca sin sueldo jovencito yo no regreso a la Universidad, entonces son esos hombres talentosos, brillantes que tienen una visual de lo que los jóvenes no tenemos en un momento dado que nos proyectan hacia el éxito, de manera que hay que devolver lo que hemos recibido, esta juventud necesita y requiere estímulos para seguir adelante y triunfar”.

Culminó manifestando sentirse orgulloso de dirigir las palabras en el acto de reconocimiento docente, “me siento orgulloso de ser vocero de los miles de profesores que son apóstoles de la enseñanza, porque no es fácil ni sencillo, hay muchas gratificaciones, pero también se presentan obstáculos y dificultades, de manera que sigan adelante que nuestra juventud los necesita”.

Humberto Jirón ejerce como docente desde 1969, siendo considerado uno de los profesores más respetados por sus alumnos y compañeros de trabajo, por ser un hombre de carácter fuerte que complementa con la capacidad de compartir sus conocimientos a los miles de abogados que ha forjado en sus 50 años de labor.

Por: Ingrid Amaya V.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s