LA DESINFORMACIÓN CONTEMPORÁNEA

Publicado por

Por Cutberto Cruz/Imagen: Internet

05/08/2021

En este era de la tecnología comunicativa, que avanza por segundos en nuestro mundo, es lógico pensar que la misma se presta para que personas sin escrúpulo y mentes malsanas , inicien ataques a las redes sociales , medios digitales y medios tradicionales, distorsionando, falseando y hasta inventando situaciones irreales con connotaciones  periodísticas. A esto se le llama sin tapujos DESINFORMACIÓN.

Y para ello se valen de cualquier criterio so pretexto de engañar a los consumidores de estos productos digitales, tratando de manipular la opinión de los lectores que sin mayor investigación o comprobación creen lo leído y hasta repican la desinformación.

Y si esta práctica de antaño se centraba en periódicos, revistas, radio o Tv, hoy día esta mala tendencia cobra una fuerza gigantesca con el advenimiento de la era digital.

Existe en el mal periodismo actual, la intención consecutiva de crear desinformación  o ”BULO” como se le llama y conoce en España y debemos estar pendientes a saber distinguir lo que es verdad y lo que es mentira.

Como he señalado, la práctica de desinformar no es nueva, lo que ha cambiado es que hoy día, tenemos una supercomputadora a la que le llamamos teléfono celular y consumimos horas y horas de datos en nuestra pantalla, datos que tal vez muchos no sean reales.

En la actualidad la desinformación se arropa bajo en nombre de “Fake News” y tiene como cómplice a la lectura sin contexto de noticias y cada vez se hace más común leer noticias individualmente o aisladas que llegan por redes sociales y no nos detenemos a buscar la fuente original o el diario en la web, e incluso existen plataformas digitales que tienen como fin convertir los rumores y los bochinches en una noticia que parezca totalmente cierta o dicho de otra forma un engaño cibernético.

Por ejemplo, hace muchos años se hace viral la muerte de uno que otro artista,  el español Julio Iglesias, lo matan todos los años a través de redes sociales. Y siempre la noticia es falsa, tamaño irrespeto al cantante.

Lo preocupante en grado sumo es que muchos de los que desinforman o consumen desinformación son jóvenes que al consultar la web poco esfuerzo hacen por verificar las informaciones y la fuente de donde provienen.

Estos jóvenes consumen muy poco de radio, muy poco de noticieros televisivos y casi nada de diarios impresos y  por el contrario,  consumen casi 100 por ciento de redes sociales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s