DESINFORMACIÓN EN PANAMÁ, LA LUCHA ENTRE EL BIEN Y EL MAL DE LOS PERIODISTAS

Publicado por

 

Por: Karla Y. Marciaga C. / Foto: Noticiero El Vigilante
05/08/2021

En la actualidad el periodismo digital ha tomado un auge muy importante es muy común leer, escuchar y mirar noticias a través de algún dispositivo móvil y  una computadora que utilizan como herramienta de difusión la internet.

La rapidez en la que viaja una noticia por medio de la internet y el alcance que esta logra ha llevado en muchas ocasiones a divulgar de forma inmediata noticias que resultan ser mentira o termina siendo una información inconclusa, por la falta de datos que en algunos casos se ocultan por el interés del medio quien se centra en seguir una línea editorial, que muchas veces incurre en la desinformación.

Un claro ejemplo de la desinformación en Panamá, fue la llegada del Covid-19 al país, en un primer momento nos hablaron que el virus había llegado a través de una mujer de 40 años proveniente de España, a la que se le realizaron las pruebas arrojando el resultado positivo de coronavirus; esta situación llegó de forma inmediata y en un escenario de incertidumbres puesto que en esos mismo días se manejaban diferentes versiones por la muerte del profesor Norato González (QEPD) quien había fallecido por una “neumonía”.

En aquel momento la población llegó a sentir pánico, puesto que las autoridades de salud nos ocultaron los detalles de la muerte de González, quien sería mencionado días después como la primera víctima del Covid19 en Panamá. 

¿Investigaron realmente los medios de comunicación las causas reales de esta muerte? ¿Sabían que había Covid19 en Panamá? ¿Comprendían en aquel momento la grave crisis sanitaria que se avecinaba?

Todas estas inquietudes quedaron sin responder y fue allí donde los “fake news” se metieron en la vida de toda una población, creando pánico, temor, estrés y un sinfín de problemas en la salud mental de las personas, quienes no sabían a quién creer puesto que circulaba cualquier tipo de información, y las autoridades de salud omitían muchos datos veraces que al final algunos salieron a la luz.

Este panorama me lleva a pensar y a cuestionarse si realmente estoy haciendo un verdadero papel como periodista, si estoy buscando hasta los últimos recursos la verdad. A pesar que ya el mundo tenía una alerta sanitaria, la falta de seriedad en el país, provocó un deslave de desinformación que empezó a circular de manera rápida, creando un vacío que restó importancia a la población y dio paso a la lucha del sector médico con la población.

Otro caso que causó un descontento por la poca información que circuló y generó una serie de críticas en redes sociales fue la entrega de cunas de cartón a mujeres de la Comarca Ngäbé Buglé por parte de la primera dama Yazmín de Cortizo.  

Esta iniciativa que recibió fuertes críticas provocó que las autoridades encargadas del informarán de qué se trataba el programa y explicar detalladamente esta iniciativa, que buscaba disminuir la mortalidad infantil provocada por la muerte súbita. Este modelo fue copiado a Finlandia quien viene desarrollando esta iniciativa desde los años 80, dejando resultados positivos en el país.

Trayendo a colación ambos casos y haciendo referencia en cómo se oculta información de interés a la población para cumplir con los lineamientos de los medios, noto claramente como pongo en riesgo mi ética y mi rol de periodista que busca entre mis funciones informar y educar con la verdad.

Para evitar caer en este juego de mentiras, recomendaría a las nuevas generaciones que tendrán a su disposición la nuevas herramientas del periodismo digital, buscar siempre la verdad y cuestionar hasta llegar al límite, sin prejuicios y buscando siempre el bien común para la población. Además de la creación de normas que amparen el ejercicio de la profesión por si algún periodista queda involucrado en temas legales, por dar a conocer la verdad de un hecho pueda ser protegido.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s